Cumple 4 Meses en Prisión Defensor Bosques Ildefonso Zamora

• Líder indígena tlahuica al que se le fabricaron cargos está encarcelado desde el 20 de noviembre, juez Jacinto Martínez Santiago resolverá amparo

Derechos Humanos / Lidia Bonilla / Marzo 20, 2016

  • Cada año México pierde hasta 500 mil hectáreas de bosques por incendios, tala, agricultura y procesos de urbanización 

Ciudad de México, 20 de marzo.- El líder indígena tlahuica y defensor de los bosques mexicanos, Ildefonso Zamora, cumple este 20 de marzo 4 meses en prisión, luego de que las autoridades del Estado de México le fabricaran cargos de robo en represalia por sus actividades de denuncia en contra de taladores ilegales en el Gran Bosque de Agua.

 La Organización de Naciones Unidas (ONU) instauró cada 21 de marzo como una fecha para concientizar sobre la importancia de todos los tipos de ecosistemas boscosos y de árboles, desde Greenpeace y el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro aprovechamos también este día para exigir justicia y la liberación de Don Ildefonso quien desde 1998 ha combatido la tala ilegal en los bosques de San Juan Atzingo, en el Municipio de Ocuilan de Arteaga, Estado de México.

 Don Ildefonso Zamora ha encabezado la lucha pacífica contra los taladores ilegales del Gran Bosque de Agua, abastecedor de tres cuartas partes del líquido que se consume en la Ciudad de México. En 2007, debido a su activismo en defensa de los bosques, los taladores ilegales asesinaron a su hijo Aldo Zamora e hirieron a su hermano Misael. En ese mismo año el entonces presidente Felipe Calderón entregó un reconocimiento a Don Ildefonso y los comuneros por su defensa del medio ambiente y prometió justicia por el asesinato de Aldo, una acción que nunca llegó. La labor de Don Ildefonso Zamora es indispensable en un país como México donde cada año se pierden 500 mil hectáreas de bosques, entre otras razones por incendios, tala, agricultura y por procesos de urbanización.

 Hoy la situación de Don Ildefonso es preocupante debido a las constantes amenazas e intimidaciones que él y su familia han sufrido provenientes de diversas autoridades y taladores a lo largo de casi dos décadas de defensa de los bosques. Ildefonso padece diabetes y necesita un tratamiento especial. El año pasado su hijo Misael fue secuestrado por elementos militares, una medida por la que el Centro Prodh y Greenpeace ya interpusieron una queja ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

 También el año pasado, el 20 de noviembre, Ildefonso fue detenido arbitrariamente sin una orden de aprehensión por una acusación fabricada por el Ministerio Público de Tenancingo, además, ninguna autoridad le notificó que había una averiguación en su contra desde 2012. Se trata de graves faltas al debido proceso y violaciones a los derechos humanos de Ildefonso Zamora. Ante esta situación, las organizaciones promovieron un amparo cuya resolución se encuentra a manos del juez Jacinto Martínez Santiago, quien deberá resolver con base en el análisis de las pruebas a su alcance y bajo una perspectiva integral de derechos humanos.

 Por otro lado, las organizaciones han movilizado a miles de personas en las redes sociales mediante la campaña #IldefonsoLibre y crearon una petición en línea que ya ha recabado casi 15 mil firmas para exigir al gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, al procurador de justicia estatal, Alejandro Gómez, y al presidente del Tribunal Superior de Justicia estatal Sergio Medina desistirse de las falsas acusaciones contra Ildefonso Zamora, el defensor de los bosques.